viernes, 16 de noviembre de 2007

Batman : Silencio

Corrían finales de 2003 y DC Comics decidió que ya era hora de que uno de los personajes enseña de la compañía subiera a los primeros puestos del Top de ventas. Hasta entonces, "Batman" y "Detective Comics", se movían entre los puestos 30 y 40. El Batman #607 (que finalizaba la muy interesante etapa de Ed Brubaker) vendió 43.000 ejemplares. La gran historia que nos presentaban venía a llamarse "Hush" (Silencio), con guión del aclamado Jeph ("El Largo Halloween") Loeb y la vuelta por todo lo grande de Jim Lee, uno de los dibujantes con mayor base de fans en los 90.
DC consiguió su objetivo, el número 608 se situó en el puesto
número 1 y vendió 113.000 copias, y el número con el que finalizaba la historia, el 619, vendío la friolera de 234.000 ejemplares. Desde entonces las ventas han ido cayendo paulatinamente, pero ahora se sitúan en unos muy meritorios 73.000 números vendidos al mes. Pero más allá de las cifras...¿era "Hush" una buena historia?. En mi opinión no, y así la destrocé en su época:

Pues si, aqui estoy, dispuesto a criticar a la etapa de Batman que más a vendido en los últimos diez años, que es hasta donde me alcanza la memoria de cifras de ventas. Sería interesante remontarse mas atrás en el tiempo y ver cuando fue la última vez que Bats llegó a estas cifras. Claro, no nos engañemos, el 90% de esos nuevos compradores se engancharon por los lápices de Jim Lee, y si no que se lo digan a Chiki o Briker.

Y no sabeis la rabia que me da que esas cifras sean inversamente proporcionales a la calidad de la historia. Ey, no penseis que exagero. Yo en los últimos 10 años no había leido un despropósito similar a excepción de los gloriosos 7 números de Larry Hama, cuya invención de Orca como supervillana me produjo una de las mayores carcajadas de la década :-)

Y es que cabe recordar que estamos hablando de
una historia de 12 números, mas de 260 páginas. Para una historia que podría haberse contado en la mitad, pero claro, sin tantos fuegos de artificio (que es lo que son la mayoría de las batallitas) y sin tener a toda la Galería de Villanos en la historia. Podría pensarse que está todo calculado para que Lee pueda lucirse en todo su esplendor, pero si nos fijamos en anteriores historias de Loeb como "El largo Halloween" (una gran obra) o "Dark Victory" (una secuela innecesaria y repetitiva) vemos que no es asi, que es lo que le gusta hacer a Loeb, y que si le dejan otros 12 numeros hará exactamente lo mismo. La primera vez moló, pero a la tercera el vaso ya está más que colmado.

Vale, yo comprendo que Batman es humano y puede equivocarse, pero de ahí a contar tres historias distintas en las que el mejor detective del mundo no descubre nunca NADA, y donde el malo no aparece hasta que quiere aparecer, pues es un poco cansino y falto de imaginación.

Aunque bueno, por lo menos del dibujo no me he cansado. Jim Lee es el mejor dibujante que ha pasado por la colección en mucho tiempo, no lo niego. Aunque siguen sin gustarme sus pin-ups imbricados en la historia. Su nivel de detalle, su composición de página, sus dibujos a acuarela y sus perspectivas son solo comparables a los de los mas grandes. Pero claro, como ya he dicho muchas veces, lo que yo busco para empezar son buenas historias, y por muy bonita que sea ésta gráficamente, siempre la recordaré como una MALA historia.

Puede que algunos penseis en que soy el típico fan cabreado por lo que ha hecho un tipo con MI personaje. Pero no es eso. Me da rabia que a este le hayan dejado hacer lo que a muchos otros les negaron, seguro, pero si me lo hubiera contado de manera coherente, no me hubiera molestado. Porque las relaciones entre los personajes en "Silencio", son artificiales. Ocurren porque Loeb lo dice y punto, pero en ningún momento se nos muestra porque tal personaje hace tal cosa o porque está de ese humor...vaya, que es todo muy forzado. Ciertamente, aqui los personajes no son personas: son disfraces parlantes. Y ahora pasaré a relatar la historia, es largo, pero merece la pena:

Vereis, era una vez un villano de segunda llamado Edward Nigma, alias Riddler (el Acertijo), que además de ser apaleado por Batman cada vez que se encontraban tuvo la desgracia de enfermar gravemente. Cáncer. Fue a Philadelphia, donde trabajaba uno de los mejores doctores del pais, Thomas Elliot, y éste le dijo que estaba en estado terminal. Pero Edward, muy listo él consiguió darse un chapuzón en uno de los Pozos de Lázaro de Ra's Al Ghul (por supuesto, nadie sabe ni cómo consiguió esa información). Al salir, todo rejuvenecido él y sin ápice del cáncer, decidió que ya bastaba de ser un piltrafilla, que iba a demostrar a todo Gotham quien era él y que iba a descifrar el gran acertijo: ¿Quién es Batman?. Y lo descubre. Pero ya que se pone a descubrir, lo descubre todo. TODO. Conoce todos y cada uno de los secretos de Batman. Joder, el tio hasta se entera que rueda le estaba robando Jason Todd a Bats cuando le conoció ¡¿?!. Naturalmente, el cómo lo descubre es un secreto.

Sabiendo que el murciélago es Bruce Wayne piensa "¡Coño! Si el Dr. Elliot le tenía mucha manía, voy a ver si me financia un plan superchachi para...bueno, eso ya lo improvisaré." Asi que con la excusa de venderle la cura del cáncer le convence para que le suelte mucha pasta (ya que a éste le sobra).

A todo esto el Dr. Elliot era un amigo de la infancia de Bruce y estaba furioso con él porque Thomas Wayne salvó a su madre cuando ella y su padre tuvieron un accidente de tráfico planeado por el chavalín de 8 años. Impresionante ¿verdad?. Asi que el Dr. Elliot se puso un traje muy chulo, se cubrió la cara con vendas y fue a cobrar su venganza.

Primero convencen a Harold (un tipo clavado al jorobado de NotreDame, mudo, y un genio de la electrónica que trabajó en la Batcueva hasta el terremoto que asoló Gotham), que a cambio de curarle y poder hacer que hable (primera muestra de lo jodidamente bueno que es el Dr. Elliot) ponga un aparatito en el ordenador de Batman que haga que éste vea imágenes subliminales de Elliot cada vez que use el ordenador.

Ya de paso, Hush (como se haría llamar el Dr. entre los supervillanos) inventa un virus que hace mutar a Killer Croc. Luego convence a la bestia para que realice un secuestro con cuyo rescate pueda comprarse una cura. Croc lo hace, y cuando es detenido por Batman, Catwoman, bajo los efectos de Poison Ivy (que también es convencida para entrar en el juego), se lleva el dinero del rescate. En la persecución, Hush, rompe la cuerda de Batman en pleno vuelo, con la genial idea de que se rompa la crisma y su alter ego pueda salvarle. Podía haberse matado. Podía haberse roto una pierna. Pero no, tiene la caida justa para hacerse una fractura en el cráneo. Justo, lo que necesitaba Hush (este tio es la pera ¿eh?).

La herida es demasiado fea para Alfred asi que Batman, gracias a las imágenes subliminales, piensa que el Dr. Elliot es su mejor opción. Éste le opera. Y de paso le coloca un dispositivo de rastreo en el coco.

Y ya me estoy cansando de escribir, asi que os diré que luego Elliot fingió su muerte poniendo a Clayface en su lugar (claro, que en la autopsia ni el forense ni Batman se fijaron en que el cadaver era de barro...), que Batman intentó matar al Joker (aunque al rato se le pasó la rabieta como si nada), que hicieron que Superman se enfrentara a Batman (aunque estaban seguros que no le mataría y eso que no sabian nada del anillo de kriptonita que posee el murciélago), etc, etc, etc...

En fin, que sé que hay gente a la que le gusta, pero yo le veo flojo, muy flojo, y los personajes no podian ser mas planos.

Por suerte, y tras unos años transcurridos, muchos guinostas han ayudado a arreglar los desaguisados que montó Jeph Loeb en esta historia:

- Ed Brubaker supo aprovechar estupendamente en "Catwoman" el hecho de que ahora Selina supiera como se viste Bruce Wayne por las noches. Su sucesor, Will Pfeiffer, también trata muy bien el tema.
- Judd Winick arregló posteriormente la aparición del supuesto Jason Todd (el Robin muerto), y que luego resultaba ser Clayface. ¿Cómo entonces reconocía Batman sus movimientos? Pues porque sí era Jason, y en un momento dado se campo con el villano de barro.
- En "Birds of Prey" volvieron a tapar un poquito a Huntress, que Jim Lee casi la deja en bolas.
- Edward Nigma ya ha olvidado, milagrosamente, quién es Batman.

Y eso es todo, amigos.

** Sigue la discusión en es.rec.comics aqui**

8 comentarios:

Dreebo dijo...

Lo que pasa es que a ti no te gustan los superhéroes.

Azrael dijo...

Ni Batman, de hecho estoy pensando en hacerme un tatuaje de Persépolis :-)

El Borak dijo...

¿De la peli o del cómic?

Azrael dijo...

¿Que más da? Los dos tienen un dibujo absolutamente genial :-)

Dreebo dijo...

¿Persépolis es donde vive Superman?

Spiff dijo...

El problema es que Azrael analiza una historia suelta, cuando lo que tendría que hacer es ponerla en el contexto de su personaje y su continuidad. O algo.

CresceNet dijo...

Oi, achei seu blog pelo google está bem interessante gostei desse post. Gostaria de falar sobre o CresceNet. O CresceNet é um provedor de internet discada que remunera seus usuários pelo tempo conectado. Exatamente isso que você leu, estão pagando para você conectar. O provedor paga 20 centavos por hora de conexão discada com ligação local para mais de 2100 cidades do Brasil. O CresceNet tem um acelerador de conexão, que deixa sua conexão até 10 vezes mais rápida. Quem utiliza banda larga pode lucrar também, basta se cadastrar no CresceNet e quando for dormir conectar por discada, é possível pagar a ADSL só com o dinheiro da discada. Nos horários de minuto único o gasto com telefone é mínimo e a remuneração do CresceNet generosa. Se você quiser linkar o Cresce.Net(www.provedorcrescenet.com) no seu blog eu ficaria agradecido, até mais e sucesso. If is possible add the CresceNet(www.provedorcrescenet.com) in your blogroll, I thank. Good bye friend.

El Borak dijo...

Que bien ya tenemos hasta spam!!!
El año que biene un premio en la chupi al mejor blog